• 91 351 48 01 / 696 580 691

13 Oct

Todos hemos pasado por la época de tener que estudiar e ir al colegio o a la universidad, sabemos lo difícil que es ser el mejor estudiante, y más, hoy en día que hay nuevas distracciones que antes no existían o no estaban tan en auge, como las redes sociales, Netflix, Whatsapp, etc.

Pero debes esforzarte si quieres sacar buenas calificaciones y disfrutar más la vida académica. Para ello, te dejamos aquí algunos consejos para ser un buen estudiante:

No estudies en el último segundo. Sí, todos alguna vez hemos estudiado la noche de antes y hemos conseguido superar el examen, pero no debes convertir eso en una rutina. Quizás esta vez hayas tenido suerte o quizás la materia se te daba mejor de lo que pensabas, pero si lo hubieras llevado al día habrías sacado mejor nota y todo lo que hubieras estudiado seguiría en tu cabeza en caso de necesitarlo en próximos ejercicios o exámenes. Al estudiar tan rápido sueltas toda la información en el examen y no retienes la información

  • Hacer los trabajos en el último momento. Aunque seas de las personas que piensan que trabajan mejor bajo presión, esto puede ser un error, ya que, si te hubieras planificado mejor, podrías haber cuidado más los detalles y ante cualquier imprevisto tendrías un margen de corrección.

 

  • Elige un buen equipo y marca una fecha de entrega. Es muy habitual que tengas que hacer algún trabajo en equipo. Lo más importante es que, si tienes la oportunidad de elegir, escoge a gente que sabes que trabajan bien y son responsables.Está claro que quieres hacer el trabajo con tus mejores amigos, pero si sabes que son de los que entregan todo a última hora o que no les importan las notas, es mejor que seáis solo amigos. Si te quieres arriesgar, no pasa nada, pero alguien deberá tomar las riendas del equipo para que todo funcione bien. Simplemente debéis repartir las tareas, establecer una fecha de entrega antes de la fecha que haya establecido el profesor, leer las tareas que hayan realizado otros para aprobar, comentar o corregir cualquier fallo, y unificar todo el trabajo para su entrega. En caso de tener que realizar una exposición, reunirse para repartir las partes, preparar una buena presentación y confiar en el equipo. Si algún compañero faltara no hay problema, porque en realidad todos habéis leído el trabajo y seréis capaces de improvisar.

 

  • El café no te hará más inteligente. Es verdad que en ocasiones una buena taza de café o una bebida energética te puede ayudar, pero si te está costando concentrarte es mejor intentar hacer algo de ejercicio.

  • Dormir bien. Las noches de insomnio son perjudiciales tanto para nuestro bienestar físico y mental como para nuestra calidad de trabajo. Así que, si tienes que exponer un trabajo al día siguiente no salgas la noche anterior de fiesta ni te quedes hasta las tantas repasando o viendo alguna película. Es mejor acostarse pronto e ir al día siguiente bien descansado para poder realizar una buena presentación y ser capaz de responder a cualquier pregunta sobre el proyecto.

 

  • Elimina las distracciones. Cierra tu sesión de Facebook, Twitter o Instagram, no hagas caso al Whatsapp mientras estudias, porque si no, no serás capaz de concentrarte

Márcate una o dos horas de trabajo sin distracciones y ya verás como dispondrás de más tiempo para realizar otras actividades que te gusten más.

  • Es de sabios preguntar. Siempre da vergüenza preguntar algo que piensas que el resto seguro que ya sabe, pero, aunque no lo creas, muchos se han perdido igual que tú y no se atreven a preguntar. Con esto, lo único que se consigue es arrastrar dudas que harán que cueste más seguir la asignatura. Si no entiendes algo o te surgen muchas preguntas, puedes hablar con el profesor al terminar la clase para que te aclare las dudas o pedirle a un compañero que te lo explique.

 

  • Técnicas de estudio. En internet encontrarás muchos consejos sobre cómo estudiar, pero al final eres tú mismo el que adaptará los sistemas de estudio para que funcionen.

 

  • No faltes a clase. Aunque en el colegio llevan un control más riguroso de las faltas de asistencia, en la universidad con el Grado hay profesores que pasan todos los días una lista para firmar, otros que la pasan 3 veces en todo el curso y otros que no pasan ninguna hoja de firmas. Pero recuerda que eres tú el que ha elegido estudiar una carrera, para estar al día de la asignatura y enterarte de todos los puntos importantes que puedan caer en el examen, es importante ir a clase y tomar apuntes.

Pasa menos tiempo en la cafetería y más tiempo en el aula.

Esperamos que todos estos consejos os sirvan de ayuda. ¡Mucho ánimo! Por muy difícil que parezca no debéis rendiros a la primera de cambio, ser constantes y no os desaniméis, porque seguro que pronto veréis los resultados de vuestro esfuerzo.

 

Una vez me dijeron que “La mejor vida es la del estudiante porque tu única responsabilidad es simplemente estudiar.” ¿De verdad la mejor vida es la del estudiante? ¿Vosotros qué creéis?

Leave a Comment

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información. ACEPTAR

Aviso de cookies